Revista Avance

      

Palabras y piedras sueltas

Banner

Identifíquese

Un pueblo cálido de hermosas mujeres y aroma de cafetales

Balsas, en la provincia de El Oro, es cantón desde el 7 de octubre de 1987. La alegría tradicional de sus habitantes sufrió un contraste por la violencia de la Naturaleza que, en vísperas del Carnaval, derrumbó un cerro causando desgracias humanas, destrucción de viviendas y cultivos y el cierre de la vía interprovincial, por varios días

 

 

Plaza Central del Cantón Balsas
Su nombre viene de la antigua presencia de árboles de balsa que hicieron florecer la fabricación de pequeñas embarcaciones para las labores de pesca en las poblaciones a la ribera del mar en las proximidades de Machala, Puerto Bolívar y Santa Rosa.
 
El aroma de los cafetales da la bienvenida a los visitantes de esta población ubicada en el trayecto de la carretera Machala-Loja. Los ríos caudalosos y transparentes, las cascadas espumeantes,  invitan a un baño de frescor a los visitantes. En el sitio Las Acacias la laguna de los Dos Puentes deja chorrear una cascada donde los turistas disfrutan del más natural y agradable de los hidromasajes.
 
La población de siete mil habitantes está rodeada de exuberante vegetación, donde la fertilidad del terreno deja crecer abundantes cultivos de naranja, naranjilla, caña de azúcar, mangos, aguacates, zapotes y papayas. El clima costeño atenuado por la altura entre los 600 y 1.800 metros sobre el nivel del mar, oscila entre los 18 y 25 grados centígrados.
 
Llama la atención de los extraños la belleza de las jóvenes que parecerían dotadas de un privilegio singular en su fisonomía y cuerpo de esculturas vivientes. Los primitivos pobladores fueron colonos, emigrantes de Loja, Piñas y Zaruma.
 
Hermosas jóvenes disfrutando de una paradisíaca cascada en el lugar
Juliana Lisbeth Espinoza Vivanco es una de esas hermosas mujeres del lugar. Tiene 19 años y una trayectoria de reconocimientos a su apostura y belleza: fue Reina del colegio Vicente Anda Aguirre, Virreina de Balsas, Reina del carnaval, reina de eventos sociales y deportivos de la provincia de El Oro, destacándose su participación como Reina de la cuarta Feria Agropecuaria de Balsas. Actualmente ejerce el reinado del Cuerpo de Caballería Blindado Nro 4 Febres Cordero de La Avanzada.
 
Es una joven que vive la actualidad e ideales de su época: gusta de la lectura, la música, el baile y los deportes. Estudia el segundo año de Ingeniería en Comercio Exterior, en la Universidad de Guayaquil, y cree que su proyección profesional amerita el sacrificio de movilizarse constantemente desde su residencia habitual al puerto de mayor movimiento comercial del Ecuador.
 
Juliana Lisbeth ha sufrido como todos los pobladores de su ciudad por el fenómeno natural de invierno que dejó tres muertos y numerosas familias afectadas por la destrucción de sus propiedades arrastradas por el deslave. Pero considera que estas circunstancias son oportunidad para demostrar la solidaridad con las víctimas y mirar con optimismo el futuro. No todo es dicha en la vida y hay que aprovechar de las emergencias para estar siempre listos a enfrentar los retos que puedan presentarse.
 
Las actividades agropecuarias son la fuente principal de sustento y vida de los habitantes de Balsas. Desde hace algún tiempo ha cobrado impulso en el lugar la crianza de aves en grandes planteles avícolas que aprovisionan mercados de las provincias de El Oro y Loja. 
 
Juliana Lisbeth Espinoza, joven escultural, ha acaparado reinados de belleza
 
Un deslave  de invierno cerró la vía que atraviesa por el cantón

La ubicación estratégica del cantón, en un eje interprovincial que además conecta con zonas de la amazonía, abre grandes posibilidades de desarrollo comercial en beneficio de los habitantes. El turismo es un recurso importante, pero falta apoyo de instituciones provinciales y nacionales para mejorar su aprovechamiento.

 

*Fotos de Franco Palacios Ortiz

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar









Desarrollado por Webnet Soluciones